Comer bien sin quedar en la quiebra

abril 20, 2017, In: La covacha
0

Al salirnos del nido adquirimos varios gastos y uno de los más fuertes es la comida y bien sabemos que este es uno de esos gastos necesarios. Muchas llevamos una vida ajetreada y a veces cocinar nos da mucha flojera, pero cocinar en casa para no quedarnos pobres es un buen consejo.

Hay maneras de hacer rendir tu dinero al momento de ir al súper o al mercado, el chiste está en comprar lo necesario, no desperdiciar y tratar de cambiar tus hábitos alimenticios por unos más sanos. Por eso, y para que no tengas muchas fugas de dinero en lo que respecta a la comida, aquí te comparto algunos puntos que debes considerar al momento de comprar tu despensa.

 

Menos es más

Es necesario que al momento de ir al súper o al mercado lleves una lista de lo que vas a comprar, con esto evitarás adquirir cosas demás y no dejarás de lado lo que en verdad necesitas. Toma en cuenta la cantidad de comida que compras y la cantidad de comida que consumes, no compres 4 kg de aguacate, porque si no te los comes se echarán a perder y terminarás por tirarlos. Recuerda revisar la fecha de caducidad de los alimentos que compras.

 

Cómete todo

En México aproximadamente el 40% de la comida que compramos se desperdicia, por eso trata de consumir tus alimentos antes de que caduquen. Si tienes un bote de leche abierto primero acábatelo y después abre el otro. Si compras fruta, trata que no esté muy madura, a menos que la vayas a consumir ese mismo día.

 

 

Compara y cambia

En La Revista del Consumidor o en la PROFECO puedes encontrar un comparativo de precios en diferentes establecimientos y de diferentes marcas. O bien, puedes meterte a las páginas de internet de los diferentes supermercados, que hay aquí en México, comparar precios e ir al que más te convenga. También La Revista del Consumidor (que es gratis) te aconseja qué es lo que debes considerar en cada producto, así te harás una idea de lo que necesitas y qué es realmente “sano”. Finalmente, si un súper es muy caro o una marca no te funciona bien, cámbialos.

  supermercado_1

En el refri cada cosa tiene su lugar

Los espacios en los refrigeradores están diseñados con el lugar adecuado para cada alimento, esto hace que dure un poco más la comida y guarde su sabor, con esto evitarás tirar comida porque se hizo fea. Si compras carne o pollo para cocinar en la semana, guárdalos en el congelador así no se echarán a perder (este espacio en el refri no sólo sirve para guardar las chelas, eh). Aquí te dejo una infografía que compartí en el Facebook de Depa, para que sepas como acomodar la despensa en tu refri 😉.

 

post_refrigerador-01 

Cocina sano

Muchas veces la comida que contiene muchas grasas o calorías también es más cara y, aunque no lo creas, comprar productos naturales resulta más barato. Se ha demostrado que las personas que empiezan a comer sanamente ahorran dinero. Así que haz un esfuerzo por consumir menos productos procesados.

cocina

Las sobras hacen el paro

Sí, ya sé que a muchos no nos gusta comer lo mismo dos veces a la semana, también sé que a muchos no nos gusta cocinar con lo poco que hay en el refri, pero si se trata de ahorrar, esta es la opción. Si hiciste carne en salsa verde, al día siguiente para desayunar haz huevo y utiliza la misma salsa para sazonarlo. Guarda la calma habrá días así, pero es por un bien mayor.

iStock_000019284510_Medium

Comparte comida

Esto si tienes unos buenos y comprometidos compañeros de trabajo o roomies puede funcionar. Ya sea en la oficina que una vez a la semana alguien quede de llevar un platillo para compartir, o bien comprar la despensa con tus roomies y ahorrar en gastos. Esto puede ser algo descabellado, pero si puedes, hazlo. Te ahorrarás algunos centavos.

 

Snacks saludables

¿Recuerdas que arriba dije que sale más barato comer sano? Pues si cambias esa bolsa de papas por una manzana en gajos, será mejor para tu salud y para tu bolsillo. Sé que en la oficina o en el transcurso del día nos da hambre, pero lleva fruta picada o una manzana, un plátano, incluso una palanqueta de amaranto es más barata que comprar chatarra en la tiendita.

 

Las fonditas son la opción

Si de plano cocinar no es posible contigo, trata de buscar un local donde vendan comida corrida (no comida rápida), estos sitios, llamados en México fonditas, normalmente suelen estar a precios accesibles y sirven una comida un poco más balanceada que comprarte una torta. Así que busca uno de estos lugares cerca de tu trabajo y evita comer diario en restaurantes.

 

Compra en oferta

Este tip se enfoca en la despensa en general. Trata de comprar los productos no perecederos, como papel de baño, champú o atún, en gran cantidad y en oferta, es decir, si encuentras en el súper la oferta de tres paquetes de servilletas por $50, te conviene, ya que estas cosas sí las consumimos y es mejor no gastar en ellas en dos meses que comprar cada tres semanas un paquetito. También puedes acudir a los almacenes como Sam’s o Costco en donde venden este tipo de cosas por mayoreo.

 

La despensa y la comida siempre serán un gasto necesario, sin embargo, cuando vivimos solos tenemos que ahorrar lo más posible para poder solventarnos en otros aspectos. Además, al hacer compras de manera inteligente podrás disfrutar más de tu dinero.

También podría interesarte
febrero 9, 2016

Leer vs. ver tele

Daliamente
READ ARTICLE
marzo 3, 2017

Sopa Azteca

No te quemes
READ ARTICLE
septiembre 3, 2015

Digan Cheeese … cake de Oreo

No te quemes
READ ARTICLE