Cuidados básicos para tus plantas en el depa

Las plantas son de las mejores inversiones para el depa, ya que ayudan a mejorar nuestro estado de ánimo, son un aromatizante natural, nos relajan, purifican el aire de nuestro entorno, etcétera. Sin embargo, así como nos brindan muchas cosas también debemos cuidarlas, para que luzcan y estén sanas. 

Sé que a unas tienen el don de la jardinería, pero a otras les cuesta más trabajo, por eso si a ti te gustan las plantas, pero se te dificultan sus cuidados, aquí te dejo unos prácticos tips para que tus plantas sean tus huéspedes de honor y lo más bonito de tu depa. 

Cuando las compres pregunta o investiga

Cuando elijas y compres las plantas para tu depa, no olvides preguntarle al vendedor el cuidado que requiere, ya que hay plantas que necesitan cuidados especiales o dependiendo su especie unas necesitan más agua que otras, o bien investiga en Internet sus cuidados. Recuerda que las plantas crecen, unas más que otras y si crecen demasiado, tendrás que comprar una maceta más grande para trasplantarlas. 

Ubicación correcta

Todas las plantas deben estar en un lugar con buena luz, no debes ponerlas cerca de alguna salida de calefacción o de aire acondicionado, tampoco encima de la televisión o aparatos eléctricos que se calienten demasiado. Si tu planta es de sol, asegúrate de ponerla frente a una ventana o un lugar donde la luz pase fácilmente; pero si tu planta es de sombra, toma en cuenta una zona de tu depa en donde los rayos del sol no peguen directamente, sin embargo, tampoco prives totalmente a tu planta de la luz natural, ya que es necesaria para su funcionamiento. 

Para aprovechar más los rayos solares, ubícala en el este u oeste; menos luz solar ponla en el norte, y si quieres que luz sea leve, colócalas al sur. 

Hidrátalas lo necesario

A tus plantas debes de regarlas con el agua suficiente y necesaria para su especie, ya que si te pasas de agua o no le echas lo suficiente puede morir, por decir, las suculentas y las cactáceas necesitan que las riegues una vez por semana, pero las plantas de luz y sombra necesitan que las riegues una vez cada tres días. Recuerda que la tierra de la maceta debe permanecer húmeda, no mojada ni seca. También toma en cuenta que en invierno las temperaturas bajas secan sus hojas, usa un atomizador para rociarlas con agua, procura hacerlo por la noche para evitar quemarlas con los rayos de sol.

Aléjalas de todo mal 

Como todo ser vivo las plantas también se enferman y se ensucian, por ello una vez al mes límpialas, rocíales agua con un atomizador y pásales un trapo suave o un algodón, que utilices sólo para eso, así evitarás que se vean opacas por el polvo, no las limpies con un plumero, ya que este transmite plagas. Para evitar que tengan bichos extraños puedes ponerle insecticidas orgánicos que tú misma puedes preparar.

Mantenlas bonitas

Las plantas deben tener su propio cuidado estético, así que para que luzcan siempre verdes y coquetas, corta las partes que han crecido excesivamente y las hojas que luzcan marchitas. Recuerda utilizar unas tijeras que sean sólo para ese uso y desinféctalas con un poco de alcohol para la poda de cada planta, de esta manera evitarás plagas.

Plantas al aire libre

Estas al igual que todas las plantas deben tener la cantidad de agua suficiente, pero si están al aire libre trata de regarlas más seguido por que el sol absorbe el agua más rápido, toma en cuenta que en épocas de mucho sol debes aprovechar las mañanas muy temprano o las noches para que estas absorban la mayor cantidad de agua, esto para que no se quemen las hojitas ni el sol absorba la mayor cantidad de agua. Revísalas regularmente y deshazte de la mala hierba ya que absorbe la mayoría de los nutrientes. 

Estos son los cuidados básicos que debes tener con tus plantas para que estén sanas y te duren mucho tiempo. Recuerda que las plantas como todo ser vivo en un lugar doméstico necesitan atención. No es cuestión de “tener buena mano” con las plantas, es cuestión de RESPONSABILIDAD.

Deja un comentario